Cerrar

Todo sobre el hidróxido de sodio

¿Cómo identificar al hidróxido de sodio? ¿Cuáles son los riesgos a la salud que representa el hidróxido de sodio?

Tema: Todo sobre el hidróxido de sodio

25-Abr-2008 QuimiNet Seguridad Industrial y Protección Personal
sustancias-radiocativas.jpg
Foto por: © Getty Images
Ciencia
Aumentar tamaño
Disminuir tamaño

Identificación del hidróxido de sodio

- Su fórmula es: NaOH
- Sinónimos: Soda cáustica, lejía de sosa, lejía.
- Aspecto y olor: sólido blanco e incoloro
- No. Identificación ONU:
- Sólido, granulado, seco o escamas: 1823
- En solución: 1824
- Guía de Respuesta a Emergencias 2004: 154
- Medios de Identificación: CAS 1310-73-2
- Rotulación requerida: Sustancia corrosivas
- Clase: 8

Límite de exposición permisible del hidróxido de sodio

La norma actual de la OSHA para el hidróxido de sodio es 2 miligramos de hidróxido de sodio por metro cúbico de aire (mg/m3) promediados sobre un turno de trabajo de ocho horas. El NIOSH recomendó cambiar el límite de exposición permisible a un techo de 2 mg/m3 sobre un período de 15 minutos. Para información más detallada sobre el hidróxido de sodio, consultar el Documento de Criterios del NIOSH.

Información sobre peligros para la salud del hidróxido de sodio

  • Vía de exposición: El hidróxido de sodio puede afectar al organismo si es inhalado o se pone en contacto con la piel o los ojos. También puede afectar al organismo si se le ingiere. Clasificación de riesgo a la Salud: 3 (NFPA), 3 (HMIS)
  • Efectos de una sobreexposición: El hidróxido de sodio es un álcali fuerte y es corrosivo si se le pone en contacto con cualquier tejido. Los efectos debido a la inhalación de polvos y nieblas varía desde una irritación suave hasta quemaduras destructivas, dependiendo del rigor de la exposición. Puede presentarse una neumonitis grave. El hidróxido de sodio en forma de sólido o en polvo, niebla, o en soluciones, puede provocar la irritación de los ojos y, si la exposición es mayor, puede provocar quemaduras graves con probabilidad de ceguera. El hidróxido de sodio, en forma de sólido o polvo, niebla o soluciones, en contacto con la piel, puede provocar irritaciones y, en caso de exposiciones mayores, quemaduras graves con destrucción de tejidos. La ingestión de hidróxido de sodio en forma de sólido o en soluciones puede provocar quemaduras graves en la boca, garganta y estómago. Puede sobrevenir la muerte. Después de la recuperación tras haber ingerido hidróxido de sodio pueden quedar cicatrices graves en la garganta. Se ha informado un aumento en la incidencia del cáncer del esófago en personas con cicatrices en el esófago por ingestión del hidróxido de sodio.
  • Síntomas indicativos: Debe consultarse a un médico si se tienen u observan signos o síntomas y si se sospecha que son causados por exposición al hidróxido de sodio.
  • Vigilancia médica recomendada: Los siguientes procedimientos médicos deben estar disponibles para quienes estén expuestos al hidróxido de sodio en niveles potencialmente peligrosos.
  • Examen médico inicial:
    • Un examen completo e historia clínica: Su propósito es descubrir condiciones preexistentes que pudieran crear un mayor peligro para el trabajador expuesto y establecer las bases para un futuro programa de control de su salud. Debe ponerse énfasis en los exámenes de los ojos y las vías respiratorias. Se debe examinar la piel para ver si hay evidencias de trastornos crónicos.
    • Roentgenograma de pecho de 36 X 43 cm: El hidróxido de sodio perjudica los pulmones de los seres humanos. Se recomiendan exámenes de los pulmones.
    • Pruebas de capacidad vital forzada y volumen expiratorio forzado (1 segundo): Las personas que tienen funciones respiratorias deterioradas pueden aumentar el riesgo al exponerse. Se recomiendan exámenes periódicos.
  • Exámenes médicos periódicos: Los exámenes médicos mencionados anteriormente deberán repetirse anualmente salvo que sea necesario efectuar un examen por rayos X, según indiquen los resultados de la prueba de la función pulmonar o signos y síntomas de una enfermedad respiratoria.
  • Resumen toxicológico: El hidróxido de sodio es un álcali fuerte. La niebla, el polvo y las soluciones que contiene este producto pueden provocar lesiones graves en los ojos, las membranas mucosas y la piel. A pesar de que la inhalación por lo general constituye un riesgo industrial de importancia secundaria, los efectos del polvo o la niebla varían desde una irritación suave de la nariz a un nivel de 2 mg/m3, a una neumonitis grave, dependiendo del rigor de la exposición. El principal peligro radica en una destrucción rápida de los tejidos de los ojos o la piel por el contacto con este producto, ya sea en forma de sólido o en soluciones concentradas. El hidróxido de sodio en contacto con los ojos puede provocar la desintegración y el desprendimiento del epitelio conjuntival y córneal, la opacificación córneal, un edema pronunciado y ulceración. Entre 7 y 13 días después de la exposición, empieza una recuperación gradual o bien un avance de la ulceración y opalescencia córneal. Las complicaciones que derivan de las quemaduras graves en los ojos son: simblefarón (adherencia del párpado al globo ocular) con hipercrecimiento de la córnea por vascularización de las membranas y una ulceración progresiva o recurrente de la córnea y una opalescencia permanente de la córnea. En la piel, las soluciones que están entre un 25 y un 50%, provocan una sensación de irritación aproximadamente en 3 minutos; esto ocurre hasta después de varias horas en soluciones de un 4 %. Si no se le elimina de la piel, se producen quemaduras severas con ulceración profunda. La exposición al polvo o la niebla, puede provocar pequeñas quemaduras múltiples con pérdida temporal del pelo. La ingestión provoca dolores intensos en el esófago, el estómago, corrosión de los labios, la garganta, la lengua, la faringe y vómito de grandes trozos de mucosa. Existen casos de carcinoma de célula escamosa en el esófago, con períodos latentes de 12 a 42 años después de la ingestión. Estas formas de cáncer pueden ser secuela de una destrucción del tejido y, posiblemente, formación de cicatrices o escaras, más bien que de un efecto carcinogénico directo del hidróxido de sodio.
Siguiente

Agregar comentarios sobre este artículo

Regístrese para obtener nuestro Boletín Industrial QuimiNews en su Email
Mismo tema
Parte 1. Todo sobre el hidróxido de sodio.
Parte 2. Las propiedades del hidróxido de sodio.
Empresas Morosas Contamex
Índice A B C D E F G H I J K L M N Ñ O P Q R S T U V W X Y Z 0-9 Otros
Regístrese Gratis
Oficina Matriz México: México, Estados Unidos, Canada, España, Centroamérica, Caribe, Resto del Mundo. Av. Insurgentes Sur 553 - 7o Piso, Col. Escandón. 11800 México D.F.

Oficina Comunidad Andina:
Colombia, Venezuela, Perú, Ecuador, Bolivia. Oficina Mercosur: Argentina, Chile, Brasil, Paraguay, Uruguay.

Copyright © 2000 - 2014
Políticas de uso Reportar Errores a QuimiNet.com